Vogue desata la polémica en Instagram: ni reales, ni al natural

by Raquel Bueno,

Vogue-1

El pasado domingo, Vogue España publicaba una serie de ocho imágenes en su cuenta de Instagram que no tardaba en iniciar el fuego de la polémica. La revista describía así las tres imágenes hechas públicas hasta la fecha –la primera protagonizada por Vanesa Lorenzo, la segunda por Nieves Álvarez y la tercera por Martina Klein–: “Las modelos españolas más célebres de las últimas décadas se muestran a cara descubierta. Sin maquillaje, sin retoques y sin artificios. Aceptan el reto del fotógrafo Jonathan Miller, responsable de un proyecto que reflexiona sobre el significado de la belleza y reivindica el paso del tiempo”. Aunque el texto, en contraste con las imágenes a las que acompañaba, chirriaba enseguida. “Va maquillada, no nos toméis el pelo…”, comentaba una de sus seguidoras a propósito de la imagen de Lorenzo. “Una campaña para reivindicar mintiendo”, afirmaba otra. «Un fotógrafo hombre que reflexiona sobre el significado de la belleza y el paso del tiempo y para ello fotografía modelos maquilladas. ¡Bravo! ¡Seguid así chicos! El próximo report podría ir sobre toreros veganos, o mejor, cómo reducir la celulitis si eres bulímica», espetaba la fotógrafa Gema González. Había quien pedía respeto a su inteligencia y apuntaba también a algún que otro retoque con bisturí, y enseguida se contagiaba ese mismo clima de indignación en la sección de comentarios de las tres imágenes.

Vogue-2

Y es que, aunque la intención detrás del proyecto fuera buena, hay varias cosas que no encajan. La primera, a mi parecer, es más que evidente: la elección de modelos en representación a la belleza real. Modelos que, además, en su mayoría son rubias y de ojos azules, algo que parece simbolizar muy poco –o nada– los rasgos característicos de la belleza española. Aunque el foco de atención de los comentarios pareció residir en la presunta falta de maquillaje de las modelos, que brilla por su ausencia. Algo que, irónicamente, el mismo fotógrafo dejó al descubierto etiquetando en su perfil, y en las mismas fotos, a la maquilladora con base en Barcelona Barbara Urra Murua, al peluquero y maquillador Daniel Rull y al maquillador Lewis Amarante, entre otros. Además, parece que las imágenes también han sido retocadas con posterioridad con la intención de potenciar un efecto de hiperrealismo sobre la edad, y sobre todo los defectos, de estas mujeres. Disparadas con luz natural, el resultado habría sido con toda seguridad muy distinto, pero la serie sugiere que lo que se buscaba, en realidad, era subrayar precisamente eso: el defecto. Trasmitir el mensaje de que, des de la normativa convencional, sin maquillaje no estamos tan guapas. Una reflexión que, sin duda, tiene mucho que ver con el hecho de que las imágenes las haya hecho un hombre y partan, irremediablemente, de la mirada masculina.

Vogue-3

La serie completa se publicará en el nuevo número de mayo de la edición española de Vogue, e incluirá a su vez los retratos de Eugenia Silva, Laura Ponte, Judit Mascó, Inés Sastre y Verónica Blume. Aunque francamente, a mi todo esto me apesta un poco a rancio. Hace ya un tiempo que la industria de la moda ha iniciado una transición importante respecto a los iconos de belleza que nos representan como sociedad. Ya no buscamos tan solo caras bonitas, sino reflejos genuinos de carácter y singularidad: de allí el auge de agencias de modelos como TIH Models o Ugly Models, la presencia cada vez mayor en la industria de modelos transgénero, la adoración por la belleza andrógina de los modelos de Rick Owens o el nombramiento de Adwoa Aboah como Modelo del Año por el British Fashion Council el año pasado. Ahora buscamos diversidad, y nos da igual si ésta decide o no ponerse maquillaje. Cualquiera que sepa algo sobre la vida sabrá que la belleza, precisamente, no está en quién la posee, si no en los ojos del que mira.

 

Actualizado el sábado 8 de septiembre de 2018 a las 20:04 para incluir las palabras del fotógrafo Jonathan Miller:

«La respuesta ligeramente histérica al proyecto en Instagram sirvió simplemente para mostrar como nuestra cultura está verdaderamente perturbada en lo que se refiere a la belleza femenina. Justo lo que estaba intentando señalar con las fotos. Que las modelos sean españolas no tenía significado alguno. Verdaderamente no hubo maquillaje ni retoques cosméticos de ningún tipo. Los maquilladores a los que se alude como prueba de deshonestidad en el proyecto estaban allí para el cuidado. Es decir, para peinar y aplicar crema hidratante y cuidar del rostro antes de las imágenes. No se usó ningún tipo de maquillaje en absoluto. Es un hecho irónico que casi todo el mundo vio esas imágenes en Instagram y no en la revista. La calidad de una imagen de Instagram es tan pobre y los detalles están tan comprometidos que los detalles de las fotos no pueden entenderse. Alguien viendo realmente la revista tendría pocas dudas sobre la verdad y honestidad de las declaraciones de no maquillaje ni retoques. Instagram minimiza tanto el significado de cualquier imagen que no me sorprende que tanta gente fuera incapaz de entender el proyecto. Si ves las imágenes en sus impresiones originales de dos metros se hace más evidente que el significado no reside en razones superficiales si no que tienen un mensaje mucho más importante. Quería simplemente mostrar que los rostros envejecen, incluso bellos rostros famosos envejecen al igual que todos nosotros. Es un signo de la mortalidad humana y pido que los espectadores reflexionen sobre el hecho de cómo de real es. Que se pregunten porque a ellos y a todos nosotros como sociedad nos asusta tanto envejecer e intentamos esconderlo. Estas mujeres están reclamando sus propios rostros de la industria de la moda y la belleza y diciendo «ésta soy yo». Es un mensaje importante y yo estaba intentando ayudar a la gente en lugar de hacerla sentir tan amenazada. Por muy bellas y mucha suerte que tengan estas mujeres siguen envejeciendo y eso es parte de la vida y es algo bueno. Y si abres la mente puedes ver que la belleza sigue ahí a pesar del envejecimiento. Viejo no significa feo (el proyecto incluía también a una mujer de 72 años al igual que a una de 22 que no fueron publicadas). Ésta es una cuestión humana y como ser humano me siento bastante capacitado para comentar sobre este asunto. Ser un hombre tiene poca importancia y la importancia que tiene es igual de válida que la de una mujer. La terrible mirada masculina no tiene porque siempre ser terrible». 

itfashion.com utiliza cookies. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies. Más Información

POLITICA DE COOKIES Cookie es un fichero que se descarga en su ordenador al acceder a determinadas páginas web. Las cookies permiten a una página web, entre otras cosas, almacenar y recuperar información sobre los hábitos de navegación de un usuario o de su equipo y, dependiendo de la información que contengan y de la forma en que utilice su equipo, pueden utilizarse para reconocer al usuario.. El navegador del usuario memoriza cookies en el disco duro solamente durante la sesión actual ocupando un espacio de memoria mínimo y no perjudicando al ordenador. Las cookies no contienen ninguna clase de información personal específica, y la mayoría de las mismas se borran del disco duro al finalizar la sesión de navegador (las denominadas cookies de sesión). La mayoría de los navegadores aceptan como estándar a las cookies y, con independencia de las mismas, permiten o impiden en los ajustes de seguridad las cookies temporales o memorizadas. Sin su expreso consentimiento –mediante la activación de las cookies en su navegador– itfashion.com no enlazará en las cookies los datos memorizados con sus datos personales proporcionados en el momento del registro o la compra. ¿Qué tipos de cookies utiliza esta página web? - Cookies técnicas: Son aquéllas que permiten al usuario la navegación a través de una página web, plataforma o aplicación y la utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existan como, por ejemplo, controlar el tráfico y la comunicación de datos, identificar la sesión, acceder a partes de acceso restringido, recordar los elementos que integran un pedido, realizar el proceso de compra de un pedido, realizar la solicitud de inscripción o participación en un evento, utilizar elementos de seguridad durante la navegación, almacenar contenidos para la difusión de videos o sonido o compartir contenidos a través de redes sociales. - Cookies de personalización: Son aquéllas que permiten al usuario acceder al servicio con algunas características de carácter general predefinidas en función de una serie de criterios en el terminal del usuario como por ejemplo serian el idioma, el tipo de navegador a través del cual accede al servicio, la configuración regional desde donde accede al servicio, etc. - Cookies de análisis: Son aquéllas que bien tratadas por nosotros o por terceros, nos permiten cuantificar el número de usuarios y así realizar la medición y análisis estadístico de la utilización que hacen los usuarios del servicio ofertado. Para ello se analiza su navegación en nuestra página web con el fin de mejorar la oferta de productos o servicios que le ofrecemos. - Cookies publicitarias: Son aquéllas que, bien tratadas por nosotros o por terceros, nos permiten gestionar de la forma más eficaz posible la oferta de los espacios publicitarios que hay en la página web, adecuando el contenido del anuncio al contenido del servicio solicitado o al uso que realice de nuestra página web. Para ello podemos analizar sus hábitos de navegación en Internet y podemos mostrarle publicidad relacionada con su perfil de navegación. - Cookies de publicidad comportamental: Son aquéllas que permiten la gestión, de la forma más eficaz posible, de los espacios publicitarios que, en su caso, el editor haya incluido en una página web, aplicación o plataforma desde la que presta el servicio solicitado. Estas cookies almacenan información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada de sus hábitos de navegación, lo que permite desarrollar un perfil específico para mostrar publicidad en función del mismo. Cookies de terceros: La Web de itfashion.com puede utilizar servicios de terceros que, por cuenta de itfashion.com, recopilaran información con fines estadísticos, de uso del Site por parte del usuario y para la prestacion de otros servicios relacionados con la actividad del Website y otros servicios de Internet. En particular, este sitio Web utiliza Google Analytics, un servicio analítico de web prestado por Google, Inc. con domicilio en los Estados Unidos con sede central en 1600 Amphitheatre Parkway, Mountain View, California 94043. Para la prestación de estos servicios, estos utilizan cookies que recopilan la información, incluida la dirección IP del usuario, que será transmitida, tratada y almacenada por Google en los términos fijados en la Web Google.com. Incluyendo la posible transmisión de dicha información a terceros por razones de exigencia legal o cuando dichos terceros procesen la información por cuenta de Google. El Usuario acepta expresamente, por la utilización de este Site, el tratamiento de la información recabada en la forma y con los fines anteriormente mencionados. Y asimismo reconoce conocer la posibilidad de rechazar el tratamiento de tales datos o información rechazando el uso de Cookies mediante la selección de la configuración apropiada a tal fin en su navegador. Si bien esta opción de bloqueo de Cookies en su navegador puede no permitirle el uso pleno de todas las funcionalidades del Website. Puede usted permitir, bloquear o eliminar las cookies instaladas en su equipo mediante la configuración de las opciones del navegador instalado en su ordenador: Chrome Explorer Firefox Safari Si tiene dudas sobre esta política de cookies, puede contactar con itfashion.com en contact@itfashion.com

Close