Sara Herranz, dibujar para liberarse

by Gina Baldé,

5 (2)
Todas las ilustraciones parte del segundo libro de la artista: La persona incorrecta. © Sara Herranz.

Original de Tenerife y establecida en Madrid, Sara Herranz ha visto como la semilla de su trabajo florecía en muy poco tiempo, disfrutando de un reconocimiento mediático que la artista aún sigue digiriendo. Lo que empezó como una terapia liberadora en forma de arte, pronto cogió forma hasta convertirse en dos libros y una infinidad de trabajos realizados junto a marcas como Elie Saab, Gucci, Chanel, L’Oréal, Reebook, Astor, Oysho, Samsung y publicaciones como Vogue y Glamour. Su primer libro, publicado en 2015, se encuentra en la sexta edición con más de 25.000 ejemplares vendidos y ya ha sido traducido al italiano. Ahora, coincidiendo con el lanzamiento de su segundo título La persona incorrectaaprovechamos para hablar con ella sobre su trabajo, el auge mediático de su obra y sus planes de futuro.

Estudiaste comunicación audiovisual y diseño gráfico, ¿cómo surgió la idea de decantarte por la ilustración?

Tras licenciarme y en pleno estallido de la crisis, abrí un blog en el que diariamente subía mis ilustraciones acompañadas de un pequeño texto. En ese momento, dibujar me servía para liberarme de la frustración profesional y personal que sufría. Poco a poco mi trabajo se fue moviendo en redes y empecé a recibir encargos profesionales. Llegó un momento en el que decidí apostar por esto, dejé mi trabajo precario como diseñadora gráfica y me centré en la ilustración.

Dibujar me servía para liberarme de la frustración profesional y personal que sufría.

thumbnail_7
¿Qué es lo que te inspira a la hora de crear?

Todo lo que me rodea: lo cotidiano, las conversaciones en la calle o en el metro, cosas que les pasan a mis amigos y a mí misma por ejemplo, pero también el cine, la literatura o la música.

¿Definirías a tus personajes como la voz de una generación?

Escribo sobre mí y en ese sentido creo que mis personajes tienen mucho de mi generación. En este libro, mi intención –más allá de la historia de los ex que se reencuentran o de la crisis de hacerse mayor– era reflejar los tiempos en los que vivimos actualmente. Tengo la sensación de que hemos regresado a la decepción. Muchos me han comentado si La Persona Incorrecta tiene cierta visión negativa, pero es más una reflexión sobre el mundo que estamos creando para así poder cambiarlo.

thumbnail_0 (2)

¿Cuál es el encanto de la literatura?

El encanto es obvio, la posibilidad de vivir otras vidas y de acercarte a otras historias alejadas del yo.

Por fin te decidiste a publicar Todo lo que nunca te dije lo guardo aquí. ¿Por qué un libro?

La idea de publicar un libro siempre había estado ahí, pero fue Javier Ortega de Lunwerg quién apostó por él. La historia estaba ya escrita, sólo había que ponerle orden y sentido.

Tras apenas dos años sale tu segundo libro La persona incorrecta. ¿Qué diferencias podemos encontrar con éste respecto al primero?

Sobre todo he ganado confianza. He evolucionado y mi forma de contar la historia se ha acercado un poco más a lo cinematográfico. Las ilustraciones han ganado más detalles, mis personajes son más complejos y los textos son ahora más sutiles y menos obvios para que el lector tenga que rellenar los huecos de aquello que no se cuenta pero que queda ahí, entre líneas.

El principal atractivo de mi obra es que las protagonistas de mis ilustraciones son ellas. Todavía me preguntan por qué dibujo casi siempre mujeres. ¿Por qué no? Las cosas están cambiando.

5 (1)

¿Cómo estás viviendo el auge mediático del que está gozando tu obra?

Estoy aprendiendo a disfrutarlo. Me han pasado muchas cosas buenas en muy poco tiempo a nivel profesional y ahora estoy empezando a digerirlo.

 ¿Cuál es el principal atractivo de tu trabajo?

El principal atractivo es que las protagonistas de mis ilustraciones son ellas. Todavía me preguntan por qué dibujo casi siempre mujeres. ¿Por qué no? Las cosas están cambiando, pero ojalá llegue el día en que nuestras protagonistas sean entendidas por el público como personajes universales ante los que cualquiera puede sentirse identificado.

¿Y un proyecto de futuro?

En este momento lo que más me apetece es crear colaboraciones con otros artistas de otras disciplinas, con gente a la que admiro, y experimentar sobretodo en mi obra más personal con la intención de seguir trabajando para que sigan pasando cosas. Esa es la clave.

portada