La fotografía como arma de reflexión: moda y masculinidad

by Raquel Bueno,

Michal Chelbin

Raaf, Belgium 2016. © Michal Chelbin.

Mientras que el feminismo lleva años de lucha (y victorias) a favor de la igualdad de derechos y la redefinición del significado de ser mujer, parece que el concepto de masculinidad se ha quedado bastante más atrás. Cualquier desviación de la idea arraigada de virilidad resulta entenderse todavía –y especialmente entre los hombres– como un síntoma de diferencia en cuanto a identidad sexual. Nuestra sociedad sigue midiendo la masculinidad en términos de fuerza y de poder; y parece que el lenguaje emocional sigue siendo territorio vetado para el género masculino, cada vez más vulnerable a la ansiedad, la depresión y la ira derivadas de una noción de lo que significa ser hombre extremadamente reducida y sofocante.

En este contexto, la tercera edición del único festival internacional dedicado a la fotografía de moda –el Photo Vogue Festival– tendrá lugar desde el día 15 hasta el 18 del próximo mes de noviembre. La cosmopolita ciudad de Milán volverá a ser la anfitriona de esta oda a la fotografía de moda con tres nuevas exposiciones que prometen dar que hablar: Sølve Sundsbø, Beyond the still Image; Embracing Diversity y All that Man Is – Fashion and Masculinity Now. Entrevistamos hoy a la curadora de ésta última, Chiara Bardelli Nonino, para explorar el concepto de la masculinidad en la sociedad y en la moda de hoy a través de las obras de más de veinte brillantes fotógrafos contemporáneos. ¿Te unes a la conversación?

Micaiah Carter

Alton Mason in a Brooklyn park playing basketball. © Micaiah Carter.

Qué significa ser una mujer ha cambiado inmensamente en el último siglo, pero qué significa ser un hombre… No tanto. Algunos se encuentran todavía atrapados en una idea obsoleta y muy reducida de la masculinidad, que a veces puede ser extremadamente sofocante.

Para hablar sobre la inminente exposición te refieres a un artículo de opinión reciente del New York Times titulado Los chicos no están bien. ¿Por qué no están bien los chicos? Esta es una pregunta muy complicada y una pregunta vital. Creo que las mujeres han trabajado duro –y siguen trabajando– para redefinir sus fronteras de género, y creo que los hombres han tenido un papel mucho más pasivo en esta redefinición (que por supuesto también les ha afectado). Qué significa ser una mujer ha cambiado inmensamente en el último siglo, pero qué significa ser un hombre… No tanto. Algunos se encuentran todavía atrapados en una idea obsoleta y muy reducida de la masculinidad, que a veces puede ser extremadamente sofocante.

Algunos pensarían que en el siglo veintiuno no quedarían ya estereotipos o roles de género como la masculinidad medida en términos de fuerza o las mujeres tratadas como vulnerables y, en la mayoría de los casos, en tal que víctimas. ¿No hemos superado todo esto ya? ¿No se les permite todavía llorar a los hombres? Me encantaría decir que hemos superado estos estereotipos, pero no creo que sea correcto.

Casper Sejersen

When Harry Met Dilara. © Casper Sejersen.

Parece que a menudo terminamos hablando en burbujas, dirigiendo mensajes a personas de ideas afines. Sería muy importante poder calar hondo en aquellas personas con una visión del mundo completamente diferente.

¿Cómo podemos superar este estigma social en torno a los hombres? ¿Cómo podemos ayudar a crear un lenguaje que les permita hablar abiertamente sobre sus sentimientos? Este tipo de cambios macroscópicos no ocurren de la noche a la mañana, pero creo que todos podemos contribuir a ellos en nuestra vida cotidiana: las personas que trabajan en los medios de comunicación pueden hacer un esfuerzo para mostrar modelos a seguir más diversos, los padres pueden educar a los hijos e hijas para que sean más abiertos, y así sucesivamente. Lo que realmente me preocupa es que parece que a menudo terminamos hablando en burbujas, dirigiendo mensajes a personas de ideas afines. Sería muy importante poder calar hondo en aquellas personas con una visión del mundo completamente diferente. Por ejemplo, ¿cómo se habla con políticos extremistas y personas intolerantes? ¿Cómo rompes esas burbujas? Creo que las imágenes pueden ser más directas y efectivas, creo que la moda es una plataforma dominante que habla a muchos mundos diferentes, ¿pero rompemos esas burbujas? No lo sé.

¿Qué hay de malo en retratar a los hombres como sensibles y femeninos? ¿Acaso están obligados a elegir entre eso o ajustarse a la imagen estereotipada de hombres fuertes y poderosos? ¿No hay término medio? Hay el mundo entero de por medio. Quiero decir, la realidad está matizada. Las personas tienen matices. Digamos que la definición general de masculinidad todavía permanece un poco en la nariz.

LukeSmithers_Army

Army. © Luke Smithers.

No se trata de destruir todas las diferencias, se trata de ser libre de expresarte en toda tu complejidad. El estigma de la salud mental es universal, pero por descontado no ayuda si te educan bajo el mantra de que expresar vulnerabilidad y compartir tus sentimientos es algo de lo que debes avergonzarte.

¿Cómo explora la exposición el concepto de masculinidad? ¿Tienes alguna pieza favorita? El concepto de la exposición es muy simple: presentar una representación diversa de la virilidad mostrando cómo diferentes fotógrafos contemporáneos han abordado la cuestión, a veces explícitamente, a veces menos. No puedo decir que tenga una pieza favorita porque todas estas imágenes me impactaron por una razón u otra: algunas muestran fuerza, cierta sensibilidad, algunas ridiculez, algunas vulnerabilidad, otras belleza. No se trata de destruir todas las diferencias, se trata de ser libre de expresarte en toda tu complejidad.

Mencionas también que los hombres son ahora más vulnerables que nunca a la ansiedad, la depresión y la ira. Este es un tema difícil de abordar para la mayoría de personas que alguna vez han experimentado depresión o ansiedad, ¿es aún más difícil para los hombres hablar sobre su salud mental? El estigma de la salud mental es universal, pero por descontado no ayuda si te educan bajo el mantra de que expresar vulnerabilidad y compartir tus sentimientos es algo de lo que debes avergonzarte. En el bonito libro Behave, de Robert Sapolsky, el autor escribe sobre la agresión por sublimación, que ocurre cuando alguien frustrado o estresado apunta a alguien más débil para desahogarse; señala que cuando aumenta el desempleo, también lo hacen las tasas de violencia doméstica. Cuando tu papel en la sociedad está amenazado, la ira o la agresión son una respuesta muy común. Incluso en babuinos. Yo no soy bióloga, pero hablar abiertamente sobre este tipo de cosas no puede doler, ¿verdad? Tengo esperanza en que la conciencia social vaya más lejos.

Mark Hartman

Untitled. © Mark Hartman.

Lo que le muestras a la gente, día tras día, es político… Y la cosa más políticamente adoctrinadora que puedes hacerle a un ser humano es mostrarle, todos los días, que no puede haber cambio.

¿Cómo puede la fotografía ayudar a contar esta historia y a eliminar estos estereotipos reductivos de género, tanto en torno a hombres como a mujeres? Hay una cita de Wim Wenders que siempre uso, porque me parece muy efectiva, y dice así: “La decisión más política que puedes tomar es hacia dónde diriges los ojos de la gente”. En otras palabras, lo que le muestras a la gente, día tras día, es político… Y la cosa más políticamente adoctrinadora que puedes hacerle a un ser humano es mostrarle, todos los días, que no puede haber cambio. La representación importa. Necesitamos mostrar que las cosas pueden cambiarse, incluso con un pequeño paso.