La moda sostenible gana adeptos en Estados Unidos

by Carla Pagespetit,

La moda sostenible gana adeptos en Estados Unidos (1)

Este año, más del 14% de los consumidores en Estados Unidos buscaron ropa y accesorios fabricados con materiales naturales, según cuenta Bloomberg en BoF. La cifra ha subido dos puntos respeto el año pasado según Euromonitor International. ¿Qué está pasando en el mundo de la moda? Los millennials, la generación de grandes compradores a la que el fast fashion va dirigido, está dejando esta tendencia para ir a buscar ropa con materiales de mayor calidad. La finalidad de ello es que la ropa aguante más tiempo en el armario y que no haya una rotación tan rápida de prendas.

Algunos de los consumidores que antes cambiaban rápidamente el estilo y pasaban de una tendencia a otra, ahora buscan ropa reutilizada o reciclada. Para las marcas centradas en el fast fashion, es difícil usar telas ecológicas de alta calidad y no crear “desechos masivos”: hay cierta incompatibilidad entre moda rápida y sostenibilidad. Esto, sin duda, se convierte en una amenaza directa a las grandes marcas fieles a la moda rápida, a la que están tratando de responder.

“Ciertamente las empresas de moda rápida están haciendo un negocio en auge, pero también hay un mayor interés en lo vintage, aprendiendo a coser y tejer, y en la reparación y remodelación”, dice Susan Brown, experta en moda y curadora asociada de textiles en El Museo de Diseño Cooper Hewitt Smithsonian. “Hay el Brooklynisation del mundo – el interés en la más alta calidad, las cosas hechas a mano que tienen una historia narrativa.”

La concienciación de muchas firmas hacia el mundo eco hace que cada vez más gente se plantee qué es lo importante en moda. Sin duda, la tecnología, por ejemplo a través de apps, es un nuevo puente entre la sostenibilidad y nosotros: nos facilita lo que buscamos y nos ayuda a potenciar el carácter eco que llevamos dentro. Otro importante papel en la concienciación eco es el que juegan las grandes figuras o marcas, que se desvían hacia la sostenibilidad. Sarah Jessica Parker o Stella McCartney se animan a difundirlo.

Además, firmas como H&M o Zara incluyen pequeñas líneas con prendas eco en sus vastas tiendas como consecuencia del camino que deciden tomar sus consumidores. Lo que, a la vez, provoca que muchos más clientes de los establecimientos escojan una prenda  básica sostenible antes que otra que no lo es. ¡Una auténtica cadena! ¿Te has unido ya a ella tú?

Vía Business of Fashion.

Temas que te pueden interesar: , , , , ,