¿Es éste el fin del greenwashing?

by Sònia Flotats,

img-runway-to-green_192936858119

Según el estudio Eco worriers, global green behaviour and market impact que acaba de publicar la empresa de estudios de mercado Euromonitor International parece que sí, que el greenwashing  -el marketing que vende un producto como ambientalmente responsable sin serlo realmente- tiene los días contados.

Y es que el estudio asegura que los cambios sociales, económicos y ambientales que está viviendo nuestro mundo están dando lugar a un consumidor cada vez más preocupado por este tema y más consciente. Según el informe, por ejemplo, el 45% de los encuestados afirma que prefiere comprar ropa elaborada de manera sostenible, y el 30% se decanta por la adquisición de productos locales.

img-runway-to-green

Por lo que se refiere a las edades, según el informe –que abarca mucho más allá del ámbito de la moda-, los consumidores de entre 30 y 44 años buscan artículos respetuosos con el medio por seguridad, mientras que los más jóvenes lo hacen porque quieren premiar a las marcas ambientalmente más responsables. Aún así, tantos unos como otros no tienen suficiente con la sostenibilidad ambiental del producto, ya que además de ésta buscan en el objeto comprado una buena relación calidad-precio.

Pero quizás lo más interesante del informe es que el consumidor cada vez  es más crítico con las marcas y no se conforma con aquellas que se limitan a poner en marcha dos o tres acciones sostenibles que les sirvan de publicidad, sino que buscan información fiable. En el informe, por ejemplo, se cita el papel de Greenpeace y su campaña Detox orientada a hacer presión social antes aquellas empresas del sector textil que no respetan la sostenibilidad.

Por todo ello el estudio concluye con una frase lapidaria que aunque quizás peca de algo optimista hace entrever claramente que el futuro de la moda –y de cualquier actividad industrial en general- pasa por tener en cuenta el impacto ambiental que genera: “Las empresas necesitarán dejar atrás el greenwashing para iniciar un acercamiento al medio ambiente que cierre el ciclo de manera auténtica y transparente”.

Para más detalle, descárgate el informe Eco worriers, global green behaviour and market impact.

Vía Moda.es. | Fotos vía Vogue y Ecouterre