Despidiendo la elegancia hipnótica de China Machado

by Isabel Serra,

china machado

Hoy recordamos a China Machado, la modelo que revolucionó los cánones de belleza, llevando su belleza exótica a las grandes portadas de moda. Richard Avedon fue quizás el fotógrafo que mejor captó la magia de sus rasgos –orientales y latinos a ratos- y quien la ayudó a convertirse en un icono.

La mítica Diana Vreeland fue su mentora y su contacto cuando llegó a Nueva York. Hace unos años, la modelo relataba así su primer encuentro con Avedon: “Abrí el desfile con un pijama de Balenciaga. Avedon me vio. Al día siguiente visité su estudio y así comenzó mi carrera en América”. De ahí al mito había solo una portada, la que hizo para el Harper’s Bazaar americano en 1959. Con ella se convirtió en la primera mujer no caucásica en aparecer en la portada de una publicación de moda. No todas las supermodelos pueden presumir de haber hecho historia.

bazaar19591

Para entender cómo la industria se enamoró de ella solo hace falta ojear antiguos ejemplares de Harper’s Bazaar o Vogue, donde la encontraremos atravesando a la cámara con su mirada. Sus pómulos, sus ojos rasgados y su porte elegante enamoraron a los más grandes diseñadores del siglo XX: desfiló para Hubert de Givenchy y para Cristóbal Balenciaga. Aunque en 1991 se bajara de las pasarelas, no dejó nunca la moda. Pasó a ser la Directora de Moda de Harper’s Bazaar, la que fue siempre, por muchos motivos, su revista.

China Machado moría el pasado 18 de diciembre habiendo visto como la moda se rinde ahora a los pies de la diversidad y como ahora caben infinitas formas distintas de belleza. Un estudio realizado por Fashionista y Fashion Spot demuestra como la diversidad en las portadas está en aumento desde el 2014: en este año que acaba de cerrar el 35.3% de las portadas (52 de 147)  incluyeron celebrities no blancas.

Hoy ya nadie pestañea al ver a Chantelle Winnie en todas las campañas de Desigual ni al ver la extraña –aunque hipnótica- belleza de Mayka Merino abriendo un desfile de Prada. O la última portada de Vogue Japón, un puzzle de bellezas. Y aunque la lista es muy larga, nadie podrá quitarle a China Machado el lujo de haber sido la primera.

Las fotografías que siguen hablan por ellas mismas de su potente belleza.

china_machado China Machado old chinamachadoo cm

 

Temas que te pueden interesar: , ,