La marca de joyas Made In México que debes conocer

by Marta Torras,

La joyería 100% mexicana, Caralarga, no solo tiene un nombre muy especial, sino que además apuesta por el compromiso social y fomenta el trabajo artesanal de mexicanos con sus increíbles diseños hechos con fibras naturales.

Su creadora Ana Holschneider lanzó la firma en 2015, con la ayuda del maestro artesano, Socorro y con un espacio proporcionado por Destiny y hoy sigue a pie del cañón combinando la joyería con materiales naturales, junto con la ayuda de sus hermanas y un equipo de talentosos artesanos de la ciudad mexicana, Querétaro. “Me encanta la sensación natural del algodón, la calidad y especialmente la versatilidad que permite el talento de muchas manos”, explica Ana a TrendTablet, web en la que hemos descubierto su trabajo.

RETRATO-ANA-H-45-copie

Sin duda, la alma de Caralarga proviene del trabajo de mujeres artesanas que transforman materiales humildes en piezas de diseño muy simple y honesto, aunque con una fuerte innovación por los materiales, como el uso de fibras naturales como algodón, sisal y otras hierbas que han sido redescubiertas como Sanseviera o el Yucatán.

Caralarga-78-copie

Su material más emblemático es el algodón mexicano en su color cremoso natural, utilizando las fibras más cortas que no son necesarias para la producción regular de textiles, creando hermosos pendientes y collares, añadiendo un toque de color. “Me gustan las cosas como son, quiero que la gente vea esta pureza y la respete”, añade la creadora. La calidad es, por lo tanto, un valor importante para la marca y el responsable de dar valor al complicado y duro trabajo artesanal que hay detrás de cada pieza.

SOCO-CARALARGA-3-copie

Acentuar y resaltar las características de cada elemento, es de vital importancia para Caralarga, además de preservar la simplicidad y la belleza natural de los materiales puros que componen cada uno de los accesorios, también es fundamental para poder crear piezas de gran calidad.

Crin-doble-algodon-mostazaALTA2-14_opt

La marca tiene numerosos seguidores actualmente y ha estado creciendo significativamente, tanto que se está preparando un nuevo taller en Guanajuato, “Queremos compartir el increíble talento de los artesanos mexicanos con el mundo”