Conoce algo más sobre el chaleco

by Carla Pagespetit,

1662_Sir Robert Shirley and Lady Shirley by Anthony van Dyck, 1622
Retratos de Sir Robert Shirley y Lady Shirley de Anthony van Dyck, 1622

Al igual que los corsés, creados para moldear la figura femenina, el chaleco también lo hizo en los hombres del siglo XIX. Una prenda que se ha utilizado muchísimo como símbolo de distinción en sus inicios, y que ha sobrevivido a lo largo de la historia, hasta llegar a hoy, donde muchos hombres lo utilizan debajo de la americana conjuntando con el traje y es también prenda del armario femenino. Evidentemente, toda prenda tiene una historia, y la suya empezó así:

Durante el reinado del Rey Carlos II de Inglaterra (1630-1985), el monarca introdujo el chaleco como parte del “buen vestir”. La idea la cogió de un viajero, Sir Robert Shirley (1581-1628), que él, a su vez, había visto la pieza en la corte persa de Shah Abbas el Grande (1571-1629). El rey inglés, con esta incorporación en su armario estaba intentando opacar al Rey Luis XIV en Francia, a partir de las prendas utilizadas en su corte.

En sus orígenes, el chaleco era más largo, aunque a medida que avanzaba el siglo XVIII su corte se ha ido reduciendo hasta llegar al nivel de la cintura. Sus colores también tuvieron una evolución: durante los siglos XVII y XVIII se usaban tonos brillantes, pero a partir del siglo siguiente, la paleta acogió tonos más tenues para que chaleco y trajes de salón coincidieran en colores.

1710_c1710. British. Linen, silk, metallic thread. metmuseum
Chaleco británico, 1710
Créditos: metmuseum

En el ámbito monárquico, los chalecos estaban hechos con lujosa telas, aunque en las partes no visibles –tapadas por los abrigos- se usaban materiales más baratos. Además, los bordados que podías encontrar en estos chalecos eran muy refinados. En cambio, en el ejército –donde se usaba el chaleco como parte del uniforme- las piezas estaban hechas de telas reutilizadas de abrigos desgastados. La tela de éstos se volteaba y así se conseguía que el forro, que era de color reverso, quedara al exterior.

El uso del corsé cambió a partir de 1820 y fue cuando también los chalecos se apretaron más, para conseguir un efecto de hombros anchos, pecho amoldado y cintura pellizcada. Esta era la forma esperada del cuerpo masculino. Para ayudar a ello, podías encontrar también chalecos con la espalda reforzada y tensa. Un ejemplo de ello fue el Príncipe Alberto, marido de la Reina Victoria.

A finales del siglo XIX el “Edwardian look” hizo que se pusiera de moda una figura más grande para los hombres, es por esto que, el Rey Eduardo VII popularizó el hecho de dejar el botón inferior de los chalecos desabrochado, para así acomodar su cintura, que poco a poco se iba agrandando. Este hecho, si nos fijamos, ha seguido en pie hasta hoy y queda reflejado en el protocolo a seguir: americanas sólo abrochadas del botón superior.

1660_Portrait of King Charles II of England, Scotland and Ireland by Thomas Hawker, 1660
Retrato del Rey Carlos II de Inglaterra de Thomas Hawker, 1660
1730. Italian. Silk twill and plain weave (gros de tours) with silk- and metallic-thread discontinuous supplementary-weft patterning bound in twill (lampas). LACMA
Chaleco Italiano, 1730
Créditos: LACMA
1740. British. Silk, linen and possibly horsehair, hand woven and hand sewn, silver. © Victoria and Albert Museum, London
Chaleto británico, 1740
Créditos: © Victoria and Albert Museum
1750. British. silk, metal, linen. metmuseum
Chaleco británico, 1750
Créditos: metmuseum
1750. French. Silk cut, uncut, and voided velvet (ciselé) on satin foundation. LACMA
Chaleco francés, 1750
Créditos: LACMA
1760. British. Cotton plain weave with cotton corded quilting. LACMA
Chaleco británico, 1760
Créditos: LACMA
1760. French. silk, cotton. metmuseum
Chaleco francés, 1760
Créditos: metmuseum
1765. British. Brocaded silk. © Victoria and Albert Museum, London
Chaleco británico, 1765
Créditos: ©Victoria and Albert Museum
1780. French silk, cotton. metmuseum
Chaleco francés, 1780
Créditos: metmuseum
1780. French. Silk, metmuseum
Chaleco francés, 1780
Créditos metmuseum
1790. Europe. Silk satin with silver-metallic and polychrome-silk thread and silver sequins. LACMA
Chaleco europeo, 1790
Créditos: LACMA
1810. American. Silk, linen. metmuseum
Chaleco americano
Créditos: metmuseum
1830. American. silk, cotton. metmuseum
Chaleco americano, 1830
Créditos: metmuseum
1838. American. Silk, cotton, wool, leather, glass. metmuseum
Chaleco americano, 1838
Créditos: metmuseum
1845. American. Silk, cotton, leather. metmuseum
Chaleco americano, 1845
Créditos: metmuseum
1855. French. Silk. metmuseum
Chaleco francés, 1855
Créditos: metmuseum
1885. American. silk, cotton. metmuseum
Chaleco americano, 1885
Créditos: metmuseum

Vía Five Minute History

Temas que te pueden interesar: , , , , , ,