¿Quién es Jacqueline de Ribes? La historia a través de las prendas

by itfashion,

jacueline_de_ribes_vogue_8jul15-getty
Jaqueline de Ribes. Vogue.

Nacida en París en 1929, la Condesa Jacqueline de Ribes es considerada por muchos y muchas como “la última reina de París”. Su estructura ósea y su perfil griego, sumados a una frondosa melena y un cuello de cisne la convirtieron en su juventud en la personificación de la elegancia parisina. Debido a ello, diseñadores de renombre de todo el mundo pusieron a disposición sus creaciones para que los luciera y de esta manera su armario pasó a convertirse en uno de los más deseados por las mujeres en el siglo XX.

Sin-título-1
(De Izq. a Dcha.) Foto de Roloff Beny, Christian Dior, 1959. | Foto de Raymundo de Larrain, 1961.

Sobre todo ello y mucho más versa “Jacqueline de Ribes: El arte de estilo”, una exposición que acoge el Museo Metropolitano de Nueva York y que cuenta con aproximadamente 60 conjuntos de alta costura y de calle del archivo personal de de Ribes de diseñadores de la talla de Giorgio Armani, Pierre Balmain, Bill Blass, Marc Bohan para Casa Dior, Roberto Cavalli, John Galliano, Jean-Paul Gaultier o Yves Saint Laurent, así como de la propia Jacqueline de Ribes que a partir de 1982 puso en marcha su firma que regentó hasta 1995 con un éxito extraordinario. “Cuando Jacqueline estableció su propia casa de moda, su amigo Yves Saint Laurent dio su bendición a la empresa como una proyección de bienvenida de su elegancia”, asegura Harold Koda, curador de la exposición quién ha trabajado codo con codo con de Ribes para idear esta exposición imprescindible para descubrir a esta musa de la moda a quien el diseñador Jean Paul Gaultier dedicó su colección de alta costura “Divina Jacqueline” en 1999.

Sin-título-4
(De Izq. a Dcha.) Foto: Victor Skrebneski, Jacqueline de Ribes con su propio diseño, 1983. | Foto: Getty images

La exposición, que estará abierta hasta el 21 de febrero de 2016, también incluye creaciones que de Ribes confeccionó para bailes de disfraces a partir de canibalizar sus vestidos de alta costura para crear expresiones inesperadas sobre las temáticas de las fiestas. Todo ello combinado con fotografías, vídeos y material efímero destinados a contar la historia de una mujer que descubrió su pasión por la moda con 18 años cuando su tío, el conde Étienne de Beaumont, la llevó a visitar el salón de costura de Christian Dior.

Sin-título-3
(De Izq. a Dcha.) Foto: David Lees, Jaqueline de Ribes con su propio diseño, 1985. | Foto: Richard Avedon, © 1955.

A parte de visitar la exposición, si queréis saber más sobre el impacto de Jacqueline de Ribes en la sociedad del siglo XX os recomendamos el artículo que el 1 de diciembre de 1959 Vogue dedicó a la Condesa y que, con motivo de la retrospectiva, ahora ha reproducido en Vogue.com.

de-ribes-archival-01
Foto: Tony Armstrong-Jones, Vogue, 1959. Cortesía de Trunk Archive.
Sin-título-2
Foto: Francesco Scavullo, Jacqueline de Ribes en su propio diseño, 1986. | The Francesco Scavullo Foundation and The Estate of Francesco Scavullo

Temas que te pueden interesar: , , ,